Entrevista con Salvador d’Horta (Stained Blood)

Hace cuatro años tuvimos la suerte de entrevistarnos con Salvador d’Horta, batería de Stained Blood aquí. El resultado fue tan genial, que en cuanto hemos podido, hemos repetido.

Fotoconciertos (FC): ¡Buenas, chicos! ¿Cómo estáis? Encantado de saludaros y de poder haceros algunas preguntillas sobre la actualidad de la banda. Para los más despistados: contadnos, ¿quiénes sois Stained Blood?

Salvador d’Horta (SH): Mu buenas!!!!!

Entiendo que me hagas esta pregunta, porque con tantas ida y venidas, es normal que sea imposible jugar al quien es quien con nosotros.

Actualmente somos:

NARCÍS: Voces oxidadas rebozadas con arenas milenarias del Nilo.

RAÜL: Encofrador de canciones con frecuencias bajas de robusto contenido.

MIQUEL: Anacrusa de Satán y arreglista mayor del infierno.

DAVID: Agitador nihilista y degollador guitarrista.

SALVA: El eterno retorno de una R que no se debilita nunca.

FC: Después de cuatro años desde vuestro anterior lanzamiento, acabáis de publicar Nyctosphere, vuestro tercer disco de larga duración, del que hemos dado buena cuenta en Fotoconciertos. Aún es pronto para sacar muchas conclusiones pero, ¿qué tal estáis notando el feedback de la gente estos primeros días? ¿Satisfechos con el trabajo realizado?

SH: Aun no hace ni un mes que el disco salió a la luz, pero por ahora parece que el equilibrio del universo sigue intacto. Por lo que escuchamos y nos dice el oráculo, a la gente le está gustando nuestro nuevo trabajo. Apuesto mi cuerno de unicornio de que habrá gente que no le gustará, y eso también nos llena de satisfacción. En el mundo, la disidencia hace más divertida la existencia.

Nosotros estamos súper satisfechos, orgullosos, a tope the power. Creo que hablo en nombre de todos, si digo que es el mejor trabajo que hemos hecho hasta la fecha.

FC: No podemos pasar por alto los cambios en la formación de la banda. Tras la marcha de Rou y Borja, Narcís y David se han incorporado como nuevos vocalista y guitarrista respectivamente. ¿Podéis contarnos un poco sobre estos cambios y qué están aportando a la banda los nuevos miembros?

SH: Al primero que fuimos a buscar, fue a Narcís. Ya nos teníamos vistos y sabíamos que tenia la voz que necesitábamos para que las canciones sonaran como queríamos. Hablamos con él y bueno… después de amenazar a su familia, cortarle un dedo y quemar el tractor de su abuelo aceptó formar parte de Stained Blood.

Con David la cosa nos costó bastante más. Nos lo recomendó Narcís (son amigos íntimos, se conocen des de la guardería); y ya sabes que lo que ha unido Dios, no lo separe el hombre. Pero David no quería unirse al principio. Ya sabes como sube la juventud de hoy en día… y si no les haces la rosca, les dices cosas bonitas cada mañana, etc… estuvimos 4 meses así, hasta que nos invitó a su casa para hablar con su padre (ex-boina verde, veterano de la batalla del Llobregat). Tuvimos que firmar unos papeles, bautizarnos y finalmente nos dio el aprobado para que su pequeñín se uniera a nosotros.

FC: ¿Qué están aportando? Pues bueno… creo que, si escuchas el disco, podrás comprobar que los chavales no se han acobardado y han ido a por todas para estar al nivel de la situación.

SH: La juventud, si viste de negro y tienes ganas; es capaz de cualquier cosa (y no es una frase de Paulo Coehlo).

FC: ¿Qué ha sido lo más fácil a la hora de cuajar este Nyctosphere y qué es lo que más os ha costado?

SH: Lo único difícil ha sido poder cuadrar las agendas para poder ensayar con regularidad. Aparte de eso… difícil tampoco ha sido. Las cosas nos salían bastante naturales y con mucho flow. Claro que hay días que no sale nada de nada en el local, pero no creo que sea por dificultad, si no por otros factores externos, como cansancio (ensayos entre semana a las 20:00), resaca (ensayos de domingo a las 10:00).

No somos ni complicados, ni fáciles, simplemente hemos venido a pasárnoslo bien.

FC: ¿Qué nos podéis contar sobre la portada del disco? ¿Y por qué lo habéis titulado Nyctosphere?

SH: Eso te lo podría explicar con pelos y señales Narcís. Yo soy un simple mortal que espera la muerte en medio de un desierto. Narcís tiene un universo interior que podría ser un nuevo libro de Stephen King. Todo ha salido de allí. Tiene unas inquietudes que casan muy bien con nuestra música: le hemos dado total libertad y se ha dejado llevar en una aventura intergaláctica mugrienta. Ha experimentado un viaje astral de altos vuelos y los ha plasmado en las letras, el título del disco y en el diseño de todo el artwork. Es nuestro Edgar Allan Poe y no queremos que conozca la felicidad nunca.

FC: La grabación ha corrido a cargo de Javi Félez, de los Moontower Studios, mientras que de la masterización se ha encargado Jaime Gómez en los Orgone Studios de Londres. ¿Por qué decidisteis que fueran ellos los elegidos? ¿Qué han aportado al nuevo disco?

SH: Al tener todas las canciones del disco, estábamos 100% de acuerdo que lo que necesitábamos era un sonido más orgánico, más eco, de Km 0. Nos hemos vuelto unos hippies nihilistas que renuncian a la industrialización, queremos recuperar las historias que nos contaban nuestros abuelos en esos domingos festivos de pollo al ast. Los aditivos son el cáncer de la autenticidad, y si nos da muy mal mentir. Porque las canas nos hacen mas bellos, y nuestra historia, más bestias. Por esto y mil cosas más decidimos ponernos en sus manos.

Los que quieren recuperar el paraíso perdido, los reconocerás por los callos que ensucian sus divinas manos.

FC: En este álbum dais una nueva vuelta de tuerca a vuestro sonido e impregnáis vuestro death metal melódico con tintes bastante blackmetaleros y oscuros, apostando además por temas de una duración considerable. ¿Cuál diríais que es el porqué de esta evolución?

SH: Charles Darwin ya lo explicó en su ensayo Sobre la selección natural.

Cito textualmente:

“Es este un asunto sumamente intrincado. Una gran cuantía de variabilidad, bajo cuyo término se incluyen siempre las diferencias individuales, será evidentemente favorable. Un gran número de individuos, al aumentar las probabilidades de la aparición de variedades ventajosas en un periodo dado, compensará una cuantía de variabilidad menor en cada individuo, y es, a mi parecer, un elemento importantísimo de éxito”.

Todos tenemos el mismo camino, no podemos variar la ruta, pero si a los acompañantes. Escoger a los indicados hará que la cima sea más alta y fructífera. Si escoges mal, estarás atrapado en una frustrante casilla de salida eterna.

Creo que hemos evolucionado, porque hemos escogido bien.

FC: ¿Os miráis en otras bandas a la hora de componer o es un proceso natural?

SH: Tenemos un sinfín de influencias, somos consumidores compulsivos de música. Pero creo que nuestra influencia no sale tanto de un efecto reflejo con otras bandas, si no con una necesidad agresiva e incontrolable de expresar lo que el día a día, y el mundo nos va dejando en nuestro interior. No hacemos música para parecernos a nadie. Hacemos música para explicar quienes somos. La similitud con otras bandas es simplemente que tienen cosas que contar con un idioma parecido al nuestro.

FC: ¿Cuál sería vuestro concierto ideal como banda y como público?

SH: El concierto ideal será el que mayor pelos de punta por individuo haya en la sala. Poder conseguir un pleno al 15. Una catarsis de crudeza emocional. Como lobos que aúllan juntos a una deseada luna llena; enamorados de algo que existe, pero no saben que es. Convertirnos en bestias, libres de racionalidad, disfrutar desde la inconsciencia. Que sean nuestros sentidos quienes lleven las riendas y que pase lo que tenga pasar.

FC: Hablando de conciertos, ¿qué planes tenéis para la presentación de Nyctosphere? ¿Os podremos ver en muchos lugares partiendo el escenario?

SH: De momento presentamos el disco en Alemania hace unas semanas. Hicimos tres conciertos y la verdad que nos fue muy bien. Ahora tenemos más fechas confirmadas, pero por consejo de mi abogado, no puedo revelar las ciudades. Cuando llegue el momento haremos pública la lista de ciudades. Si fuese por las ganas que tenemos nosotros, estaríamos tocando cada día a partir de ya; pero hay que hacer las cosas bien y con la profesionalidad que nos pide el momento.

FC: Por nuestra parte eso ha sido todo. Mil gracias por dedicar unos minutos de vuestro tiempo a contestar nuestras preguntas y enhorabuena por Nyctosphere. ¿Queréis añadir cualquier cosa que se os haya quedado en el tintero?

SH: Gracias a vosotros. Podría empezar decir muchas cosas, pero no acabaría nunca, soy una jodida cotorra que encima tartamudea. Todo ha ido bien hasta ahora… no vamos a cagarla.

Un abrazo y hasta la próxima.

Entrevista realizada por Alberto Zambrano

Comments (0)
Add Comment