Crónica y fotos de Emma Ruth Rundle + Jaye Jayle – Sala Changó (Madrid) – 13/10/2018

Me he pasado los últimos seis años yendo de concierto en concierto cada fin de semana, sacrificando muchas cosas por ello. Y de repente, casi sin darme cuenta, han sido tres meses sin pisar una sala. ¿Qué ha pasado? La respuesta no tiene cabida en esta crónica, pero creo que puedo decir que eso se acabó.

El retorno es complicado, la sala Changó con Emma Ruth Rundle y Jaye Jayle, y creo que los más puntillosos lo van a notar, en un primer momento yo no iba a escribir, sólo hacer fotos. Veamos a dónde me llevan las palabras.

Vale, ya sabéis como empiezan estas crónicas, cronológicamente, diciendo que aquel que va primero salió, a su hora, o más tarde… Información que suele ser a todas luces irrelevante. El caso es que ahí estaba Jaye Jayle, y yo apenas pude escucharme su No Trail and Other Unholy Paths una vez la misma mañana, y sin poder echar un vistazo a lo que suele presentar en directo.

Jaye Jayle Chango Alejandro Sanz 2018 10 13

Oscuridad, rock atmosférico, momentos de psicodelia… Todo ello directo hacia dentro. Música capaz de traspasar la psique.

Sin apenas movimiento y solamente iluminados por dos bombillas de bajo consumo que apuntaban a sendos sintetizadores, Jaye Jayle no necesitaron más. Porque aunque de primeras su estilo llevado al vivo puede resultar difícil, el público sabía a lo que venía y cuando este responde todo suele fluir.

Emma Ruth Rundle Chango Alejandro Sanz 2018 10 13

Pero era Emma Ruth Rundle quien reunió a los pocos cientos que ocupábamos Changó. Más dosis de oscuridad, pero con más potencia y para mí, con más efecto.

Y es que si en disco Emma ha conseguido tocar hueso, en directo… Cada palabra, cada acorde o cada movimiento desbocaban los sentimientos.

La pasión y forma de transmitir sus canciones es cautivadora. Según me retiraba de la primera fila podía ver como varios asistentes se llevaban las manos a la boca, a los ojos… Y otros no ocultaban sus ojos enrojecidos por piezas como «Protection», «Darkhorse» o «Light song», donde comenzó tocando su guitarra con arco. Y nadie, nadie, apartando la mirada del escenario, aunque fuera a través de un móvil.

Emma Ruth Rundle Chango Alejandro Sanz 2018 10 13

Y sin darme, probablemente darnos, llegó el final tras apenas unos 70 minutos y poco más de una decena de canciones, con solamente Emma y su guitarra en el escenario, deleitándonos y atravesándonos con «Shadows of my name».

Citas de este estilo pueden hacerte polvo. Hablamos de artistas llenos de intensidad y que consiguen captar la atención de los oyentes. No es sólo música.

Texto y fotografía: Alejandro Sanz

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Continuando el uso de esta web está aceptando las políticas de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están puestos en "Permitir Cookies" para que puedas disfrutar de una expreriencia de navegación satisfactoria. Si continúas usando esta web si cambiar tus ajustes de cookies en el navegador o haces click sobre el botón "Aceptar" estás dando tu consentimiento explícito.

Close