Fosos comunes: alejandrosanz.com

Estoy orgulloso de muchas cosas. De algunas incluso muy orgulloso. Del tino que tuvieron mis padres con mi nombre no. Que sí, que soy anterior a que el señor Sánchez decidiera, o decidieran por él, que Sanz era más comercial, pero me ha perseguido toda mi vida. Desde el “Pisando fuerte” al “Corazón partío” a… no sé, lo que haya sacado ahora, me la trae un poco al pairo.

Con el tiempo vi la utilidad de esto. ¿Sabéis ese momento en el que os presentan a mucha gente, empiezan a decir nombre, y cuándo has llegado al último, ya no te acuerdas del primero? Si yo quiero, conmigo eso no pasa. ¿Un jebi con pelo largo, barba y que se llama Alejandro Sanz? Llamativo es.

Pues en esta vorágine de medios, de puñaladas, de peloteos, de voy a hacer una entrevista a este para que me cuente sus mierdas con todo lo demás que hago es una puta mierda pero así me aseguro mis photopasses para sacar cosas parecidas a fotos… nadie se queda conmigo. ¿Y por qué? A la vez que tengo este rasgo tan característico, también poseo un don para pasar desapercibido que ni los ninjas. Además durante un tiempo lo oculté usando mi segundo nombre, Alberto. Sí, lo tengo todo.

Expuesto todo esto, he decidido cambiar la situación. Miro a mi alrededor y dos de los medios más importantes que me encuentro llevan los nombres de sus jefes, o caras visibles, o lo que sean, y no puede ser casualidad. ¡¡¡Así que creo que este es el momento para fundar alejandrosanz.com!!!

Lo que pasó después de esta brillante idea os lo podéis imaginar. Me di cuenta que algo así debía estar cogido por otra persona. Pero no desisto. ¡Mi nombre será conocido! Sí, y probablemente asociado a unos textos llenos de estupideces dignos de una persona que escribe sin parar a pensar lo que está diciendo y no corrige después ni una coma.

Si habéis tenido la santa paciencia, o el aburrimiento de llegar hasta aquí, estáis de enhorabuena porque llega el momento serio. Si de algo me siento particularmente MUY orgulloso es de que Fotoconciertos haya llegado hasta donde está (y aún ascendiendo) sin tener absolutamente ningún contacto. La directiva, formada por Andrés Abella y un servidor, puede jactarse de querer hacer bien las cosas y haber conseguido absolutamente sin ayuda de nadie ni deber favores. Además, ¿puede ser más egoísta y egocéntrico llamar a una página, que sacan adelante decenas de personas, por tu puto nombre?

Alejandro Sanz

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Continuando el uso de esta web está aceptando las políticas de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están puestos en "Permitir Cookies" para que puedas disfrutar de una expreriencia de navegación satisfactoria. Si continúas usando esta web si cambiar tus ajustes de cookies en el navegador o haces click sobre el botón "Aceptar" estás dando tu consentimiento explícito.

Close