SIXX:A.M. – Prayers for the Damned Vol. 1

[two_third]

Debo confesar que la aparición en 2007 de este trío me dejó noqueado con aquel fantástico The Heroin Diaries Soundtrack. Sus discos posteriores, This is Gonna Hurt, 7 y Modern Vintage, sin dejar de ser buenos discos de Hard Rock (excepto 7 que no era más que un disco de versiones acústicas), no alcanzaron el nivel del primero. Pero como en otras ocasiones he comentado, si inicias tu carrera con un listón tan alto, difícilmente podrás superarlo. Y sin embargo…

Nikki Sixx, James Michael y Dj Ashba decidieron centrarse en la banda en cuanto Sixx tuvo las manos y la cabeza libres más allá de la máquina de hacer dinero en que se convirtió Mötley Crüe, y Ashba abandonó Guns And Roses (o lo que fuera la banda que Axl Rose mantenía con respiración asistida). Entregados los tres a este proyecto, se puede esperar lo mejor del trío. Y este disco tiene momentos álgidos, momentos brutales, pero no es una obra maestra. Desde el single «Rise», un tema que habla de la superación de la situación político-económico-social por medio de la unidad de la gente, se nota que es un disco pensado para el directo, para que la gente lo cante y se rompa el cuello. Buen corte y buena selección para el single, con la fuerza de enganche suficiente para meterse al público en el bolsillo. «You Have Come To The Right Place», segundo tema del trabajo, tiene unas bases muy Heavys (en el sentido de pesadas) durante la estrofa, y un estribillo melódico que ya es caractarístico del trío. Muy buen tema, la verdad, tampoco habría sido mal single de presentación. El sonido de la guitarra de Dj Ashba es casi icónico, con esos punteos con Wah-Wah, y con una discreta presencia durante los estribillos finales. «I`m Sick» se compone de una estrofa con unas guitarras envolventes, así como la línea de bajo, lo que sugiere la enfermedad a la que hace referencia en el título, un puente que rompe la psicodelia de la estrofa y un estribillo cañero y pegadizo, todo bañado con las guitarras Cry-Baby de Ashba, un auténtico guitar hero en cada tema del disco; el cuarto tema, el que da título al disco, «Prayers For The Damned», está en la línea que viene siguiendo el trío, una canción emotiva y de introspección personal, con sonido de violines sintéticos, pianos y coros bien entrelazados, lo que dota al tema de dicha emotividad, un terreno en el que la banda sabe desenvolverse muy bien. «Better Man» es una Power Ballad, o quizás se acerque más al medio tiempo, en el mismo terreno de emotividad y autoexamen que el anterior. También buen tema.

Llegamos al ecuador del disco con otro tema compuesto para el directo y para ser coreado de principio a fin. Se trata de «Can`t Stop», un tema con cantidad de orquestación alternada con partes de voz, bajo y batería. «When We Were Gods» tiene su inicio en esa voz dolida de James Michael, modulada a conciencia para evocar sentimientos (en algunos casos, sentimentalismos, más bien), con sonido de caja de música para romper hacia un estribillo rudo, una ruptura estilística a través de un puente a capella de voz radiada. Incluso eneste tema, antes del solo de guitarra, no pueden evitar caer en el manido recurso del grito para el público. El siguiente tema, «Belly Of The Beast», tiene un comienzo que navega entre sonidos más electrónicos que industriales, e incluso la voz tiene algún giro hacia falsetes discotequeros. A lo largo de todo el tema la percusión suena artificial, programada, y determinadas partes de la canción parecen más influidos por Prince que por ejemplo, por N.I.N.. No es una crítica, de hecho soy un admirador del genio de Minneapolis, pero me crean la duda de si quieren tirar hacia un lado o hacia otro. Y eso no es malo, en absoluto. Quizás tengan algo de ambos mundos. Continúan con sonidos electrónicos para dar inicio a «Everything Went to Hell», pero apenas un espejismo para el inicio. Aquí si hay guitarras a lo Rob Zombie de fondo durante la estrofa y se endurecen en el estribillo. Más voces radiadas en un tema que cuenta cómo el protagonista descubre a su mujer follando con otro («I watched you fucking him») y cómo en ese instante decide acabar con ella («Right then your live was over»). Crudeza en estado puro.

Más sonidos levemente industriales para «The Last Time (My Heart Will Ever Hit The Ground)», otro corte crudo de traición y superación. Algo similar en la temática para «Rise of the Melancholy Empire», resilencia y superación tras la caída emocional y el sufrimiento. Estrofas de balada y estribillos rompedores cierran este primer volumen del Prayers for the Damned.

A lo largo de todo el álbum, Nikki Sixx tiene una presencia instrumental profunda, con un sonido de bajo gordo y potente, y le ha cogido el gusto a eso de marcar alternativamente la misma nota en diferentes octavas, con lo que podemos verle recorriendo el mástil de arriba a abajo constantemente. Parece que va a ser una seña de identidad de la banda, teniendo en cuenta la importancia del bajista en el combo. Quizás lo que más me raya en el sonido de Sixx A.M. es el abuso de los aéreos y del chaston abierto, pero como eso va en gustos, me limito a expresarlo como una simple opinión personal. Como ya he comentado, la guitarra de Dj Ashba es un auténtico disfrute, una clase de dominio del Wah-wah; y la voz de James Michael divaga entre la potencia y la dulzura según lo precise el tema en cuestión. Tienden a acercarse tímidamente a sonidos del metal industrial, aunque sin abandonar el Hard Rock. Realmente es un buen disco, pero quedará lejos de ser catalogado como Obra Maestra, aunque ahora que los miembros de la banda han abandonado sus proyectos paralelos y han decidido volcarse en Sixx A.M., lo que espero de ellos en adelante estoy seguro de que ha de ser entre muy bueno y genial.

sixx:a.m.

F.J. Casillas

[/two_third]

sixx_am_prayers.for.the.damn

Formación

Dj Ashba: guitarras
Nikki Sixx: bajo
James Michael: voz
Duntin Steinke: batería

Tracklist

1. Rise
2. You Have Come to the Right Place
3. I’m Sick
4. Prayers For The Damned
5. Better Man
6. Can’t Stop
7. When We Were Gods
8. Belly Of The Beast
9. Everything Went To Hell
10. The Last Time (My Heart Will Ever Hit The Ground)
11. Rise Of Melancholy Empire

Links de interés

Web oficial
Facebook
Twitter
Instagram

1 comentario
  1. SIXX:A.M.: lyric-video de "Prayers For The Damned" - Fotoconciertos

    […] Bajo estas líneas podéis encontrar el lyric-video de “Prayers For The Damned”, tema incluido en la primera parte del disco de idéntico nombre de Sixx:A.M. del que podéis leer nuestra crítica aquí. […]

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Continuando el uso de esta web está aceptando las políticas de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están puestos en "Permitir Cookies" para que puedas disfrutar de una expreriencia de navegación satisfactoria. Si continúas usando esta web si cambiar tus ajustes de cookies en el navegador o haces click sobre el botón "Aceptar" estás dando tu consentimiento explícito.

Close