WACKEN OPEN AIR 2016 Día 1 – Wacken – 03/08/2016

En la pequeña población de Wacken, a unos 75 km al norte de Hamburgo, en Alemania, se desarrolla desde hace ya veintisiete años el que es el mayor festival de Heavy Metal de Europa: Wacken Open Air, también conocido como W:O:A en su forma corta. Con el eslogan de Faster, Harder Louder, y el motto de Rain or Shine, debido a las frecuentes lluvias, edición tras edición, se ha consolidado como un escenario donde personas de todas las culturas, razas, religiones y países se dan la mano para disfrutar de cuatro días de música y camaradería.

Ambiente Wacken Open Air 2016 Andres Abella

Esa camaradería en la música está también presente en el concurso de bandas, la conocida como Metal Battle, que año tras año atrae a bandas de lugares tan alejados entre sí como Canadá, China o Sudáfrica. Comenzamos la crónica de este Wacken Open Air 2016 con esta Metal Battle, ya que prácticamente todo el miércoles, jornada de bienvenida, está dedicada a ellos, los nuevos talentos de la escena del metal mundial.

A pesar de la lluvia que caía en Wacken, y del consiguiente barrizal que se forma, fue una suerte que el infield, la zona que alberga los escenarios True, Black y Party Stage estaba cerrada hasta el miércoles. Nos quedábamos pues con “solo” cuatro escenarios, dos de ellos, a cubierto en el Bullhead City Circus: el W:E:T y el Headbangers Stage. Sin duda los más interesantes, ya que en esos dos escenarios se decidía la banda que se iba a llevar a casa el premio de la W:O:A Metal Battle, entre este primer día y el segundo, jueves. Pero este miércoles tocaban los asturianos Legacy of Brutality representando a España, y como no, había que estar apoyándoles con toda nuestra fuerza.

Legacy of brutality Wacken Open Air 2016 Andres Abella

Respiro para reponer fuerzas y acabar de conocer el Wackinger y el Wasteland Stage, los dos escenarios exteriores, y los más “pequeños”, si no contamos el Biergarten Stage (por el que apenas pasamos, todo sea dicho, en la práctica totalidad del festival). En el Wackinger tocaban, una vez más, los Red Hot Chilli Pipers, una banda de gaiteros escoceses que versionan temas clásicos -memorable ese «Thunderstuck»-, que, si es la primera vez que les ves, te enganchan. Para mí, era la cuarta (dos en Asturias y dos en Wacken), y bueno… el repertorio es bastante inmóvil, sabiendo incluso el tema que vendría a continuación en más de una ocasión. Hora de pasarse de nuevo por el Circus para ver a Panzerballet, una propuesta quizás demasiado arriesgada y que no cuajó entre el público.

Aún sabiendo que Hämatom iban a continuación, decidimos hacer una escapada hasta la zona de acampada a cambiarnos el calzado (incluso las botas militares, si las quieres conservar, tienen un límite), para volver con Phil Campbell’s All Starr Band, o, como rezaba el cartel, Phil Cambpell’s Bastard Sons. A pesar de que el Motörhead tiene tirón, quizás no estuvo fino, aunque varias de sus versiones de la banda del fallecido Lemmy Kilmister no sonaron tan deslucidas como algunos criticaban después del show.

Phil Campbells all starr Wacken Open Air 2016 Andres Abella

Para cerrar la noche, un Mambo Kurt que no conseguimos ni siquiera ver empezar, ya que el cansancio del día hacía demasiada mella, y aún había que volver a la cama… al fin y al cabo, Wacken Open Air son cuatro días, y esto solo había empezado.

Texto y fotografía: Andrés Abella

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Continuando el uso de esta web está aceptando las políticas de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están puestos en "Permitir Cookies" para que puedas disfrutar de una expreriencia de navegación satisfactoria. Si continúas usando esta web si cambiar tus ajustes de cookies en el navegador o haces click sobre el botón "Aceptar" estás dando tu consentimiento explícito.

Close